‘Río Sucio’: Un enfrentamiento entre el odio y la paranoia

El Costa Rica Festival Internacional de Cine (CRFIC) dio a conocer la lista oficial de largometrajes centroamericanos y caribeños que competirán por los premios  de la octava edición que se celebraría en marzo.

Dentro de los nominados se encuentra la película Río Sucio, segundo filme del cineasta costarricense Gustavo Fallas, el cual narra el drama de un hombre ermitaño que vive en la montaña lleno de odio hacia su único vecino. Este filme relata el encuentro de este personaje con su nieto, quien es dejado por su madre bajo la custodia del abuelo.

¨Un tio mio me habia dicho una vez, que existía un hombre solitario cerca de Río Sucio. Ese hombre tenía unas tierras reclamadas pero vivía con vacas y gallinas. Durante su vivencia en el lugar, un día me ofrecí a ir con mi tío en mi jeep a dejar un diario en un lugar cerca de donde vivía este señor. Durante la visita, el hombre me hablaba sobre el vecino y sobre los enfrentamientos que había tenido con el. Escuchando bien su historia me di cuenta que esta es una realidad que enfrenta el ser humano hoy en día. En uno de varios viajes, topé con la noticia de que este hombre solitario mató a su vecino (patrón que repitió de su padre). Yo fui de nuevo con mi tio a visitarlo y conocer la razón que lo llevó a cometer ese acto. De regreso a la ciudad, pensé mucho en la idea de contar esta historia tan peculiar¨ comentó Fallas. 

Banderazo de salida

La producción de Río Sucio se logró gracias a que el guión de la película fue uno de los siete seleccionados por Cinergia 2015, un fondo de fomento al audiovisual de Centroamérica y Cuba. Dicho reconocimiento consistió en un premio de $4 mil para el desarrollo de largometrajes independientes, lo que le valió a Fallas la oportunidad de iniciar el proceso de producción. 

Con el dinero que recibieron, se pudo hacer visita para conocer locaciones y audiciones preliminares del casting. Además, el filme también fue seleccionado como proyecto de desarrollo en el Festival Ícaro de Guatemala, lo que permitió avanzar bastante el guión durante ese año.

¨Los fondos siempre son necesarios. Cinergia, permitió agregar un porcentaje monetario muy importante para la película. Apoyos como estos significan un ¨ir por el todo¨ y darle mente al proyecto y la idea. Este dinero nos permitió crear tiempo, profundizar ideas y comenzar a concretar etapas claves del proceso de producción¨ acotó Fallas. 

Alianzas Estratégicas

El rodaje es una coproducción con la productora colombiana Milagros Producciones, la cual inició el 22 de enero del 2018 y contó con un equipo de trabajo de 28 personas, las cuales lograron finalizar con el proceso de post producción a finales del 2019.  

¨Esta alianza con Milagro Producciones surgió esencialmente por un taller que hicimos con la productora Ruth Sibaja en La Habana dentro del festival IBERMEDIA, el cual permite el desarrollo de proyectos de centroamérica y el Caribe. Ese espacio de formación nos permitió exponernos ante una gran cantidad de aliados, lo cual facilitó el proceso de producción¨ mencionó el cineasta.

Un conflicto real

Con un guión del propio Fallas, el filme tico presenta la historia de Víctor, un viejo solitario que vive aislado en la profundidad de la montaña. Posee algunas cabezas de ganado a las que dedica sus jornadas, pero apenas le alcanza el dinero para comer. Pasa sus días atormentado en la paranoia del odio contra el único vecino que tiene. Una mañana, la soledad de Víctor es interrumpida por la llegada de su nieto de doce años, a quien no conoce. El encuentro de estos dos extraños da paso a una serie de acontecimientos inesperados. 

“Son evidentes los enfrentamientos que se producen en nuestro mundo por la idea del Otro enemigo. Nuestra sociedad está zanjada por el concepto de nosotros y los otros, ya sea por religión, por nacionalidad o por raza, entre otras razones. En la historia de Río Sucio, ese Otro, el vecino, está ausente, es invisible, pero su presencia es contundente en la paranoia del protagonista”, comentó sobre su motivación el guionista y director tico, quien debutó en 2013 con su ópera prima Puerto padre en el Festival de Montreal.

El elenco de Río Sucio está protagonizado por los costarricenses Elías Jiménez, Fabricio Satoru, Edgar Maroto y la colombiana Gladis Alzate.

El largometraje de 76 minutos de duración es una coproducción de la tica Centrosur Producciones y la colombiana Milagros Producciones que contó con un presupuesto de 250 mil dólares y la ayuda del Programa Ibermedia, Fondo Fauno, entre otros apoyos. 

Sus inicios

En el 2013 Fallas dirigió su primer filme llamado Puerto Padre, que obtuvo siete premios del Costa Rica Festival Internacional de Cine 2013 y hasta una mención especial. Los premios fueron a: mejor actriz, para Adriana Álvarez; mejor actor, para Jason Pérez; mejor guión, director y mejor largometraje de ficción costarricense para Gustavo Fallas; mejor diseño de producción para Felipe Cordero; mejor dirección de fotografía para Fernando Montero y una mención especial para el actor Gabriel Retes. 

Gustavo Fallas es director, productor y guionista. Estudió teatro en el Conservatorio Castella. Cursó sus estudios cinematográficos en la Universidad de Quebec en Canadá. Recibió una beca del Ministerio de Relaciones Exteriores de Francia para realizar estudios en la Fondation Européenne pour les Métiers de l’Image et du Son (La Fémis, París) y también recibió becas de la AECI y de la Fundación Carolina para realizar estudios en Madrid.

El cineasta, actualmente se encuentra dándole forma a su nuevo proyecto titulado Lázaro, el cual espera poder llevar a la pantalla grande gracias a la ayuda de la productora Tres Monstruos (Madrid).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *